Bienestar Financiero

¿Cómo evitar el embargo de tu casa?

07-10-2020
evitar embargo de inmueble

El embargo es una figura jurídica que se creó con el objetivo de garantizar el pago de obligaciones y deudas. Puede hacerse efectivo ante el incumplimiento de las responsabilidades en algún crédito, letra de cambio o alguna obligación por daños. La ley dicta que los bienes que se pueden embargar son salarios, alimentos, instrumentos de trabajo del deudor y pertenencias similares siempre y cuando su valor sea mayor al de la deuda. No obstante, uno de los embargos más preocupantes para las familias es el de vivienda, por esa razón, en esta nota te contamos cuándo el banco puede embargar una casa y cómo evitar un embargo de bienes inmuebles.

 

¿Cómo evitar el embargo de un inmueble?

 

1. No esperar hasta que sea tarde

 

La primera forma de evitar un embargo es prevenir la situación, no esperar hasta el último momento para hacerse cargo. Si ya sabes que vas a faltar en el pago de varias cuotas del crédito, lo ideal es empezar a buscar formas de prevenir el crecimiento de la mora y, por ende, de la posibilidad de llegar a instancias jurídicas y de embargo. Piensa que entre mayor sea el margen de tiempo para actuar, más opciones tienes y más probabilidad de evitar esta situación.

 

Además, te recomendamos que no ignores a tu prestamista o acreedor. Al contrario, abre y contesta todos los correos que recibas o comunícate en el momento en el que sepas que vas a tener un problema con el pago de las obligaciones. Recuerda: ellos no quieren tu casa, así que estarán dispuestos a ofrecerte alternativas para que efectivamente se cumpla con los pagos.

 

2. Acudir al seguro en el contrato (si es que existe)

 

Algunos contratos de préstamo cuentan con cláusulas y seguros de protección contra desempleo, por ejemplo. Por eso, comprueba si el tuyo cuenta con esta figura para cubrir la mora derivada de situaciones particulares y, así, podrás evitar llegar a una situación de embargo.

 

3. Renegociar con la entidad crediticia  o pedir un plazo de amortiguamiento

 

Una forma de evitar el embargo es renegociando con la entidad. Por un lado, puedes solicitar un abono a los intereses que, en pocas palabras, significa que por algunos meses estarás pagando únicamente los intereses de la deuda sin amortiguar el capital total. Esta es una buena opción, ya que puede reducir hasta en un 50 % el valor de la cuota, lo que te permite tener un respiro y ponerte al día con la deuda.

 

La otra opción es solicitar un plazo de amortiguamiento o carencia total, es decir, que no pagarás ni capital ni intereses durante algún tiempo, mientras tu situación financiera mejora y puedas hacerte cargo de nuevo de la obligación. Ten en cuenta que, al tomar esta opción, tu deuda puede aumentar en años de plazo.

 

Además, recuerda que cada entidad es libre de aceptar o no tus solicitudes de acuerdo a sus políticas internas.

 

4. Solicitar un crédito

 

Una de las formas más fáciles de evitar el embargo es solicitando un crédito para cubrir la mora y ponerte al día con la deuda, especialmente si el juez ya ordenó el embargo y el proceso es inminente. Eso sí, no es recomendable hacer de esto una práctica frecuente: solicitar crédito para pagar otro. Actualmente, existen en el mercado servicios financieros con muchas facilidades y ventajas de las que puedes elegir.

 

En Bayport contamos con un servicio exclusivo de préstamos por internet para policías activos que se caracteriza por ser rápido, seguro y fácil de solicitar. ¿Lo mejor? Puedes solicitarlo a cualquier hora del día y desde cualquier lugar del país y obtendrás respuesta en cuestión de horas*, lo cual es de suma utilidad si necesitas solucionar el embargo lo más rápido posible.

 

5. Unificar deudas: compra de cartera

 

Otra forma de evitar el embargo de tu vivienda es optar por la reunificación de tus deudas, especialmente si además de la hipoteca cuentas con varias obligaciones más. Para hacerlo, puedes solicitar esta opción con alguna entidad financiera que compre tu cartera, pero ten en cuenta que esto implica que pagarás durante más tiempo la deuda y, posiblemente, con más intereses en total.

 

Los préstamos en línea para policías activos sin importar si están reportados que te ofrecemos en Bayport es un servicio para que te des un respiro de la economía familiar y puedas asumir tus deudas a pesar de las complicaciones. A continuación, te presentamos una guía para que unifiques tus deudas y no mueras en el intento.

 

 

6. Arrendar la vivienda

 

Dependiendo de la magnitud de la deuda, puedes pensar en poner en alquiler tu vivienda como forma de adquirir o recibir ingresos para hacer frente a la mora. Debido a que no se trata de un ingreso muy grande, puedes emplear estrategias en conjunto con alguna otra en esta lista para evitar el embargo de tu vivienda.

 

7. Vender el inmueble

 

Recurrir a la venta de la vivienda en cuestión no es la última alternativa a la hora de hacerle frente a un embargo inminente. Para muchas personas es preferible vender el inmueble para saldar las deudas y empezar de nuevo que seguir viviendo agobiados por la deuda mientras los intereses de mora siguen creciendo. Aunque parece una medida extrema, puede ser la opción para muchas familias. No obstante, cabe resaltar que no es la opción más recomendable para todos, especialmente para aquellos que no cuentan con redes de apoyo de familia y amigos.

 

8. Declararse insolvente o en quiebra

 

Si la situación parece escalar sin remedio, una de las últimas alternativas es acogerse a la Ley de Insolvencia para Persona Natural no Comerciante y declararse en quiebra con el objetivo de obtener una segunda oportunidad financiera antes de que la situación se vuelva crítica.

 

Al declararse insolvente satisfactoriamente, cualquier persona natural podrá tener la posibilidad de llegar a un acuerdo con sus acreedores para negociar el pago de las deudas, y así se suspendan las acciones legales en curso y se evite el inicio de nuevas medidas.

 

Para poder declararse en quiebra ante la ley es necesario cumplir dos requisitos: ser persona natural no comerciante (no tener RUT de comerciante) y tener 90 o más días en mora en al menos el 51 % de las obligaciones totales.

 

¿Cómo procede un embargo? 

 

Un embargo es el resultado de la mora de un deudor, así que cuando esto ocurre la entidad financiera con la que se adquirió el préstamo procede a interponer la demanda y es un juez ejecutivo mercantil, quien determina cómo proceder. En estos procesos los involucrados deben ser notificados en todo momento para conocer el desarrollo del caso.

 

Ten en cuenta que para ser notificado de un embargo debes recibir un expediente sellado que contenga el nombre del juzgado en donde se radica el asunto y los datos del demandante y del demandado.

 

¿Cuando se puede embargar una casa?

 

Las situaciones más comunes en las que te pueden embargar tu casa son:

 

- Adquieres un crédito en donde se específica que tu casa será parte de la garantía del cumplimiento de los pagos.

 

- Entrar en mora o incumplir con alguna obligación pactada al momento de adquirir un préstamo financiero.

 

- La causa que se vaya a embargar debe estar a nombre del deudor o, en caso tal, del acreedor.

 

¿Por qué me pueden embargar?  

 

Como te mencionamos en los puntos anteriores, los motivos por los que pueden embargar tu casa es entrar en mora o incumplimiento de obligaciones acordadas en el contrato que firmas al adquirir un servicio financiero. Esto se debe a que ese bien inmueble ha sido la garantía ante la entidad para asegurar el cumplimiento de tus pagos y obligaciones.

 

¿Cómo proteger mi casa de un embargo?

 

La mejor manera de proteger tu casa de un embargo es cumpliendo con tus obligaciones ante la entidad financiera con la que has solicitado el préstamo. Sin embargo, entendemos que a veces no es sencillo debido a situaciones imprevistas que generan gastos extra o la pérdida de tu empleo.

 

En estos casos puedes acudir a servicios especiales que te proporcionarán un apoyo, tal es el caso de los créditos para la Policía Nacional como los de Forpo o Bayport. Estos últimos te ofrecen grandes beneficios y para acceder a ellos solo debes ser miembro activo o pensionado de la Policía Nacional o Fuerzas Militares, ser empleado público o pensionado de Colpensiones o Fiduprevisora. sin embargo, no solo puedes acceder al crédito mencionado sino que con Bayport tienes la posibilidad de solicitar una variedad de productos como, préstamos para policia online, préstamos a militares activos, créditos para pensionados colpensiones, entre otros.    

 

Ahora que sabes qué hacer para evitar un embargo, no olvides que actuar frente a un embargo inminente es una decisión que debe considerarse con mucho cuidado. Además, recuerda que para levantar el embargo de un inmueble luego de que se haya efectuado, será necesario demostrar el pago de las obligaciones ante un juez y solicitar que se emita un comunicado de desembargo con el objetivo de que puedas recuperar tu vivienda.

 

No permitas que la situación escale o se vuelva crítica solicitando un crédito para saldar las deudas y conservar tu vivienda. En Bayport te ofrecemos servicios especiales como los préstamos para policías reportados y retirados, en donde te ofrecemos montos desde quinientos mil pesos m/cte. ($500.000) hasta ciento treinta millones de pesos m/cte. ($130.000.000) y diferir el pago en cuotas de hasta 144 meses*. 

 

No esperes más y solicita tu préstamo para policías retirados o activos desde nuestra plataforma. No olvides que si eres miembro activo o pensionado de las fuerzas militares, trabajador público o pensionado de Fiduprevisora o Colpensiones también puedes solicitar los servicios de Bayport.

 

¡Anímate hoy a cumplir tus sueños!



 

*Sujeto a la aplicación de términos y condiciones de viabilidad para el otorgamiento del crédito. Consulta nuestra política aquí.

¡Solicita tu crédito!